Si viajas a Estados Unidos estos consejos te servirán

Aunque no es un país complicado y no requiere de tanta preparación, algunos consejos antes de viajar a Estados Unidos te ayudarán a estar más tranquilo.

Si la planificación es importante en cualquier viaje, en el caso de visitar los Estados Unidos, es imprescindible. Es un viaje internacional y fuera de Europa, así que también es bastante normal que surjan dudas a la hora de hacer las preparaciones. Como tenemos la familia dividida entre España y Estados Unidos, además de nuestra empresa familiar Auténtico Nueva York, hemos hecho el viaje más veces de lo normal y de allí que nos veamos cualificados para hacer esta lista de cinco consejos que no puedes perderte antes de viajar a mi país.

La ropa

Aquí depende un poco de la temporada en la que vayas a ir a los EE.UU. y qué zona vayas a visitar. Si el viaje es a Nueva York, en invierno hace muchísimo frío, en verano muchísimo calor y en la primavera y el otoño una temperatura más suave (aunque mucho más impredecible en cuanto a la lluvia). Pero como hablamos de los EE.UU. en general, también voy a daros unos consejos más generalizados por si acaso tu viaje te lleva a California, Maine, Miami o el Gran Cañón y Las Vegas. Es importante recordar que vas de turismo y por ello vas a caminar bastante, así que lo primero a meter en la maleta son unas zapatillas cómodas. También conviene traer un paraguas (aunque vayas en verano) porque no es como en muchas zonas de España donde no llueve durante meses, allí es tan probable una tormenta en agosto como en noviembre.

Según la época del año una chaqueta o un abrigo y si vas en invierno a un sitio donde hace mucho frío conviene llevar muchas capas, gorro, guantes, bufanda, botas calentitas y todo lo que puedas para no pasar frío ya que no disfrutarás visitando los sitios si estás muerto de frío. Al revés en verano evidentemente, pero ojo porque en Estados Unidos como regla general usan mucho el aire acondicionado y lo ponen muy fuerte, así que es buena idea llevar un fular o un jersey en la maleta para esas ocasiones. ¿Un último consejo sobre la ropa? La gente se viste mucho menos formal que en España, así que no te preocupes tanto con la ropa de salir por la noche. Nos arreglamos, pero incluso si vas a una obra de teatro hay mucha gente que va en vaqueros y sin tacones.

El peso de las maletas

Cuidado con el peso de las maletas tanto en la ida como en la vuelta. Una vez Pedro y yo pensábamos que íbamos a ser más listos y logramos meter todo en una maleta grande. A la vuelta en el aeropuerto de Nueva York nos hicieron pagar porque esa maleta iba sobrecargada. Intentamos explicar que era la única maleta para los dos y que estábamos dividiendo el peso entre los dos pasajeros, pero resulta que no lo cuentan por pasajero sino por maleta. Así que tuvimos que pagar igualmente. Es importante consultar con tu aerolínea antes de hacer la maleta ya que cada una tiene sus propias reglas (o con nosotros si os estamos organizando el viaje) ya que te puedes llevar un disgusto de última hora; no es divertido reubicar las cosas entre tu equipaje de mano y la maleta con la presión de la gente esperando. En fin, no es una situación agradable.

Los enchufes

En los EE.UU. los enchufes son diferentes y requieren adaptadores. Puedes encontrar estos adaptadores en cualquier ferretería preguntando siempre para asegurarte de comprar el correcto. Lo mismo se aplica a la vuelta si has comprado algún tipo de aparato electrónico en los EE.UU. Nosotros, por ejemplo, tenemos los ordenadores que compramos viviendo en Nueva York y utilizamos el adaptador a diario sin problema. Tengo el mismo problema con mi alisador de pelo (que usa más vatios, pero con el adaptador nunca he tenido problema.) Es una cuestión de recordar el adaptador y preguntar antes de comprar si es el correcto ya que hay muchos y son muy parecidos. ¡Y ojo con el voltaje! La mayoría de los aparatos electrónicos no tienen problema porque son duales, pero en Estados Unidos se usa un voltaje inferior.

Cambio de moneda

Para cambiar el dinero, nuestra sugerencia es hacerlo antes de salir para el viaje. No hace falta cambiar todo el dinero que vayas a utilizar en el viaje ya que en casi todos los sitios se puede usar tarjeta de crédito y a unas malas puedes sacar dinero de un cajero automático (opción que recomendamos evitar). Aún así es buena idea ir con una parte del dinero ya cambiado, sobretodo porque puedes tener un imprevisto con la tarjeta de crédito o necesitar suelto para propinas, recuerdos o algún restaurante.

Las opciones para cambiar dinero son muy diferentes y basados en nuestra experiencia os contamos las diferentes posibilidades:

  • Lo primero sería pensar en intentarlo con tu propio banco. Hay que tener en cuenta que a los bancos no le interesan estas operaciones. Por ello suelen poner complicaciones (en el caso de los dólares algo menos) y tardar muchos días. Si tienes una muy buena relación con tu banco puedes preguntar, pero las veces que nosotros lo hemos intentado no hemos encontrado más ventajas que en los siguientes puntos. En la mayoría de los casos las comisiones y condiciones son muy desfavorables.
  • Sacar dinero con la tarjeta de crédito en el país de destino. Cuidado con la letra pequeña aquí, porque aunque en el banco digan que no cobran comisión, su ganancia viene de las altas comisiones en la tasa de cambio. A veces son ridículas.
  • Las casas de cambio son una buena alternativa ya que están especializadas en este negocio, aunque aquí deberás estar atento para comparar los tipos de cambio actual con los que ofrecen, además de que si es una casa conocida por su buen tipo de cambio, te tocará hacer cola. En el aeropuerto casi nunca tienen buenos tipos de cambio, sobre todo porque allí se aprovechan de acoger a los de última hora y de no tener competencia.
  • Por último tenemos la opción que para nosotros es más cómoda si tienes tiempo, el cambio de dólares a domicilio. Para ello contamos con RIA que lleva mucho tiempo en el mercado y están especializados. Tienen un tipo de cambio muy competitivo con las casas de cambio y además no cobran gastos de envío por cambios de 500 euros o más. En 48 horas después de hacer la petición tendrás tu cambio en casa sin mayores complicaciones. Y si queréis cambiarlos personalmente tienen oficinas en diferentes ciudades (Madrid, Barcelona, Valencia y Mallorca).

Límites de tarjeta

En el punto anterior hemos hablado sobre las tarjetas de crédito y su uso extendido en los EE.UU. Lo que queríamos destacar aquí es que conviene hablar con tu banco antes del viaje para ver si tu tarjeta tiene algún tipo de límite o comisión por usarla fuera de tu país. Además es importante avisar que vas a estar fuera porque en algunos bancos te cortan la tarjeta si ven que la están usando en el extranjero porque piensan que a lo mejor alguien te la ha robado. Es tan fácil como llamar al banco y preguntar su política, además de avisar con las fechas y destinos para que no bloqueen la cuenta por posibles cargos fraudulentos. Hablando de cargos fraudulentos, también es buena idea informarte sobre qué hacer y cómo cancelar la tarjeta por si acaso la pierdes durante el viaje.

Por supuesto que tenemos más consejos sobre los Estados Unidos, pero estas son las preguntas más frecuentes que nos hacen antes de cruzar el charco. Para quienes organicen el viaje con nosotros a través de Auténtico Nueva York os respondemos todas las dudas que necesitéis y además os damos consejos para que os sintáis en el país como locales.

¿Tenéis otra duda sobre los EE.UU. que no hemos contestado? ¿Os ha sorprendido algo en tu viaje que no esperabas? ¡Déjanos un comentario abajo para compartir la experiencia!

Foto portada (by) Digital abstract Art vía Shutterstock