La preciosa Plaza de la Ópera en Madrid.

Es fácil tomar tapas en Madrid, pero encontrar los mejores bares y saber qué pedir en cada sitio es más difícil. Devour Madrid ayuda a ello.

Siempre me ha parecido que una de las mejores partes de viajar es la comida. Cuando era pequeña, discutía a toda voz con mis padres sobre los restaurantes qué elegir durante nuestro viaje anual a la playa. Cuando viajamos por Europa busco la especialidad local y en mi propia ciudad siempre estoy al día de los nuevos restaurantes, los sitios preferidos por los locales y las cafeterías con encanto. En resumen, me considero una “foodie” amateur. Así que cuando nuestra amiga bloguera, Lauren, de Spanish Sabores y fundadora de Devour Madrid, nos ofreció una plaza en el Tapas, Taverns & History Tour, no tardamos en decir que sí.

Nos encontramos con nuestra guía, Debbie, en la Plaza de la Ópera (siempre me ha gustado mucho esa plaza porque la primera vez que viví en España, como parte de un programa de la universidad, viví en un piso cerca de Ópera). A lo mejor la plaza también tiene algo de suerte para mí, ¡porque acabamos con una visita privada esa noche! La otra pareja que iba a venir con nosotros tuvo que cancelar a última hora, así que tras una breve llamada al coordinador, Debbie nos llevó a la primera parada: La Taberna Real.

¿Sabíais que el vermut es un vino fortificado? Lo aprendimos con Devour Madrid.

Parece mentira, pero después de cinco años viviendo en la capital ni Pedro ni yo habíamos entrado en la Taberna Real. Se encuentra en la bulliciosa Plaza Isabel II y siempre había tenido la idea de que estaría lleno de turistas. Pero no fue el caso. Debbie nos dirigió hacía la barra y pidió una ronda de vermuts, unas deliciosas aceitunas y, claro está, jamón. De hecho, no creo que podrías tener una visita gastronómica en España sin incluir el jamón (¿y por qué no incluirlo?) Debbie nos explicó que el vermut es un vino fortificado con infusiones de hierbas. Nunca supe hasta entonces exactamente qué era el vermut que tanto nos gustaba tomar como aperitivo en El Anciano Rey de los Vinos los domingos soleados y alargados en Madrid. (Por cierto, también se puede probar el vermut allí en la Ultimate Devour Madrid Tour.)

El jamón iberico de bellota que probamos con Devour Madrid.

Trás el pequeño aperitivo para comenzar la velada, paseamos con Debbie por la plaza mientras ella nos contaba la historia de las calles tan conocidas de Madrid. Me encanta aprender de la historia de Madrid. Siempre me ha interesado saber de la gente que antes vivía en la ciudad, pisando las mismas calles hace siglos, apurándose mientras paseaban por el palacio, viviendo su vida cotidiana y construyendo lo que se ha convertido en una de mis ciudades preferidas en todo el mundo. “Mira,” Debbie nos decía, “ Esta es una estatua de Felipe IV en su caballo….es del siglo XVI y fue la primera en ser construida de esa forma, con el caballo apoyado solamente en sus patas traseras. De hecho, el escultor tuvo que consultar al mismísimo Galileo para conseguir que la estatua no cayera y el caballo se mantuviera en pie.” Habríamos pasado la estatua centenares de veces cuando vivimos en Madrid, ¡pero no tenía ni idea de que Galileo había ayudado a construirla!

Este bar fue un descubrimiento nuevo en el tour de Devour Madrid.

Caminamos por las históricas calles hasta llegar a una de las paradas que más me gustó. Se trataba de un bar pequeño detrás de la Plaza Mayor (otro lugar que pasaba a menudo cuando caminaba desde la Puerta del Sol hacía La Latina para tapear). Pero allí, en esa calle tan conocida paramos enfrente de un bar con una puerta pintada de verde. Un negocio familiar fuera del camino turístico pero, contra toda lógica, se encuentra justo en la zona más turística de Madrid. Debbie sacó un mapa de las regiones de vino en España y el hombre detrás de la barra nos sirvió tres copas de un vino blanco seco.

Los boquerones en Vinagre que probamos con Devour Madrid.

Mientras Debbie nos explicaba dónde se encontraban los diferentes tipos de vino en España, vi con el rabillo del ojo un plato de boquerones en vinagre. Iba a ser una parada con mucho sabor. Pedro es un experto en boquerones, ya que es de Málaga y estos boquerones estaban tan ricos que habrían convencido a cualquier escéptico a probarlos. Luego el factor decisivo. El camarero nos puso unas albóndigas deliciosas y caseras; una tapa fuera de carta que nos hizo la boca agua. Una de las comidas preferidas de Pedro es la albóndiga, así que estaba de suerte con esa parada. Salimos del bar y continuamos para probar más bocados exquisitos.

Aprendimos la forma correcta para tomar los champiñones en el Devour Madrid tour.

Trás unas paradas más (a cada bocado más delicioso que el anterior, os lo digo en serio), nos encontramos en una pequeña taberna cerca de la Puerta del Sol. Debbie sabía que habíamos vivido en Madrid y nos preguntó qué queríamos pedir. Le dijimos que eligiera ella y en unos minutos estuvimos mirando un plato de mollejas. Nunca había sido tan valiente como para probar las mollejas, pero Debbie me aseguró de que no podía decir que había vivido en Madrid sin haberlos probado al menos una vez. Menos mal que me fiaba de ella porque tenía razón 100%. Salados y suculentos bocados tan perfectos que me hacían olvidar lo que estaba comiendo.

La ración de mollejas que probamos en la última parada del Devour Madrid tour.

Cuando estábamos acabando las raciones, Debbie sacó una última sorpresa de su bolso, una caja de galletas de las monjas. Probamos las galletas junto con un vasito de vino dulce como postre. Sin duda era la mejor forma de dejarnos con buen sabor de boca. ¡jaja!

Lo pasamos muy bien en nuestra noche con Devour Madrid. Fue divertido volver a descubrir nuestros sitios favoritos y conocer otros lugares nuevos a lo largo de la visita. ¿Y lo mejor de todo? Aprendimos un montón sobre la ciudad donde nos conocimos, nos enamoramos y vivimos cinco maravillosos años de nuestras vidas. Madrid siempre será “nuestra ciudad” y ¡qué ciudad más rica! Ruskomendamos un tour con Devour Madrid con 5 boquerones.

Disfrutando del vino dulce con Debbie, nuestro guía de Devour Madrid

*** Licencia de todas las fotos (by-nc-nd) de El Boquerón Viajero: Fotos con licencia (by-nc-nd).